Tamales rojos con carne de res

Tamales rojos con carne de res


20 porciones
Tiempo de preparación: 3 horas

Ingredientes

  • 1/2 kg de carne para deshebrar
  • 3 dientes de ajo
  • 1 kg de masa
  • 1 cucharada de polvo para hornear
  • 250 gr de manteca
  • 2 jitomates
  • 1 cebolla
  • 1 tortilla de maíz frita
  • 1 chile ancho
  • Orégano y comino al gusto
  • 2 hojas de laurel
  • 20 hojas para tamal
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación:

  • 1 Hervir agua en una olla y agregar la carne con los dientes de ajo y una pizca de sal.
  • 2 Desmenuzar la carne.
  • 3 Cortar los jitomates y la cebolla en cuartos.
  • 4 En una olla freír los jitomates, la cebolla, la tortilla, el chile, una pizca de orégano, una pizca de comino y las hojas de laurel.
  • 5 Licuar la salsa hasta desintegrarse por completo.
  • 6 Separar las hojas de maíz y ponerlas a remojar. (30 minutos)
  • 7 En una olla calentar la carne deshebrada y agregar poco a poco la salsa, mezclando continuamente los ingredientes. (15 - 20 minutos)
  • 8 En un bowl colocar la masa, agregar la manteca y una pizca de sal.
  • 9 Mezclar la masa hasta integrar los ingredientes.
  • 10 Agregar a la masa el polvo para hornear y un poco de caldo donde se cocinó la carne.
  • 11 Debes mezclar hasta que la masa no se pegue a tus manos.
  • 12 Comienza a formar pequeñas bolas de masa del mismo tamaño todas.
  • 13 Sacar las hojas de maíz del agua y drenarlas por completo.
  • 14 Cortar unas pequeñas tiras de la hoja de maíz para amarrar el tamal.
  • 15 Tomar una bola de tamal, aplastarla y rellenarla con el guisado.
  • 16 Envolver el tamal con la hoja de maíz, doblar las orillas y cerrar con las tiras.
  • 17 Preparar la vaporera, agregar agua y un puño de sal.
  • 18 Acomodar los tamales en forma de torre, cruzando unos con otros y tapando los espacios.
  • 19 Tapar por completo los tamales con las hojas de maíz sobrantes y cerrar la vaporera. (cocinar por 1-2 horas)
  • 20 Servir.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

¿QUIERES RECIBIR RECETAS, ARTÍCULOS Y MÁS A TU CORREO ELECTRÓNICO?